HEMOS GANADO LAS 24 HORAS HÍBRIDAS DE TOYOTA!!

Logística

Piezas

 

Lo primero es, naturalmente, ver si podemos conseguir las piezas que nos faltan. En un primer vistazo tenemos que conseguir la más grande e importante, el maletero. El pontón no está, ni el cristal. Un primer vistazo a EBay nos dice que va a ser más difícil de lo esperado, ya que no hay ninguno a la venta. Sin embargo, la aleta derecha delantera hay varias, con precios dispares entre 100 y 200€, la mayoría desde Malasia. Exteriormente es lo único que nos falta y lo importante, ya que el interior se irá llenando según podamos.

También nos falta un faro en cuanto a iluminación, pero estos son sencillos de encontrar y un precio bastante fijo de 100€. Empezamos a sospechar que cualquier pieza del coche ván a ser 100€, sea un tirador o una rueda.

Seguimos buscando y Alex da con un maletero (en bastante mal estado por cierto) en Inglaterra. Y empezamos a ver por las fotos generales que va a ser un problema muy común el relacionado con el óxido, al ser tan viejo y coche que solo se ha vendido en países con mares cercanos (Japón, Inglaterra, Portugal, Canarias, Irlanda) va a ser un compañero de aventuras.

65753C48 E490 4307 84E9 1F65C86577D2 982 0000017C48A21A3C

Dentro de lo malo este por ejemplo son solo 70€ al estar en tan mal estado. Sabemos que se puede reparar, pero no por cuanto ni si podríamos hacerlo nosotros.

Foreando tenemos más suerte y vamos encontrando un montón de piezas de las que nos faltan, mucho más barato de lo esperado, así que por esta parte le damos el visto bueno. No importa si tardamos unos meses en conseguirlo todo, esto va para largo.

 

Papeles

El siguiente paso es el legal. Lo único que tenemos son los papeles de cuando se vendió el coche en Portugal. Fuimos a una ITV a preguntar y nos pasaron con la ingeniera. La situación es la siguiente:

El coche no tiene certificado Europeo. Es antiguo y por tanto no hay un consenso que diga que ese modelo de coche es apto para circular por Europa. Lo primero que hay que conseguir es una ficha técnica temporal, que pase la ITV como si fuese un coche normal, si todo está bien lo matriculan y ya te dan permiso de circulación y ficha técnica.
No parecía muy difícil, hasta que llegamos a casa y buscamos cómo hacer la "Ficha técnica reducida", una especie de ficha técnica unitaria para nuestro coche particular. Por lo que hay que ir a un estudio, que un ingeniero haga un informe, de las medidas, pesos y todos los datos del coche. Con ello hay que ir a la ITV a hacer una revisión completa, la documentación ha de pasar por industria, hay que pagar un montón de burocracia... ¿precio final? Hablamos de unos 3.000€.

Otra jarra de agua fría

También valoramos hacerlo clásico, que es más rápido, pero también hay que hacer un montón de papeleo, homologaciones y la principal pega es que ha de ser 100% de serie. Y nuestro coche tiene una cosa que no es de serie y que arreglar puede ser un infierno, el techo solar. El antiguo dueño le puso uno de otra marca, afeando bastante el coche, haciéndole un agujero al techo con una sierra... repararlo está contemplado pero tampoco sabemos si es fácil, difícil, barato o caro. Descartamos el hacerlo clásico de momento y pensamos en hacerle los papeles normales.

El siguiente paso fue un poco a la desesperada. Por las mañanas íbamos por concesionarios Toyota a ver si alguno nos pudiese ayudar de alguna manera. La respuesta era bastante simple en todos los casos, ¿Qué demonios nos estáis contando? En el último viaje a la ITV a terminar de preguntar unas cosas, vimos que había un concesionario Toyota en el que no habíamos preguntado y nos pillaba casi de camino, así que nos acercamos. Justo al pasar por delante, vimos que tenían una replica del Celica que piloto Carlos Sainz en los 90, con el que se alzó con el título mundial. Seguro que estos saben de qué les hablamos.

 

celica rallye

 

Y según íbamos a entrar, vimos en una esquina algo que resultaba familiar:

¡Wow! ¡premio!

Contentos como enanos entramos y fue bastante rápido todo. Sabían de que hablábamos, conocían al chico que nos vende el 86 porque habían hecho negocios entre ellos tiempo atrás y la buena noticia fue que ellos tenían el número del certificado europeo para ese coche, y que por sólo 90€ nos daban todo lo necesario, siendo únicamente necesario ir a la ITV para la matriculación. ¡Nos ahorrábamos como 2.800€ del precio que teníamos en mente!

Con la nueva información parecía más claro que nunca que el proyecto era posible, por lo que dimos el "sí" definitivo y empezamos a movernos. Quedamos poco después y empezamos a montar piezas, a ver que nos falta y el estado general del coche.

 

¡Rumbo a la sierra!